martes, 25 de noviembre de 2008

un trabajo en curso (III)

El texto con el que acompañé la obra:

Para la ilustración usé dos "medios rostros", uno femenino y otro masculino.

La idea es transmitir el concepto de complementariedad. A su vez, ambos rostros
están desfasados en sentido vertical, para dar sensación de singularidad junto con
la de complementariedad,

Ambas caras están unificadas por medio de la mirada,una mirada que
mira directamente a quien esté viendo la ilustración, con un ligero toque de
interrogación, como para lograr involucrar emocionalmente al espectador.

Al mismo tiempo, el contexto que rodea a los dos "medios rostros"
está significado por una serie de objetos pintados de manera casi abstracta,
para resaltar el sentido simbólico que pudiesen tener.
Serían elementos de la vida cotidiana que comparten hombre y mujer,
articulados por una estructura que refuerza la idea de construcción compartida...
el tiempo, la casa, la comida, etc.

1 comentario:

sticker dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.